El Gobierno estadounidense investiga a Michael Moore por vulnerar el embargo a Cuba

El Gobierno estadounidense investiga a Michael Moore por vulnerar el embargo a Cuba

1 Sarcofago2 Sarcofagos3 Sarcofagos4 Sarcofagos5 Sarcofagos (Sin votaciones)
Loading...

Deja tu comentario >>

Querido diario:

algo raro pasa para que lo de los gobiernos usamericanos y cuba haya llegado al puesto 1 de la estupidez, en la política exterior de La Clínica mundial.
Michael Moore está ahora siendo investigado por viajar a Cuba durante el rodaje de su último documental, “SiCKO”, que se presentará en Cannes. Reuters ha sido de los primeros en dar la noticia, que ya ha dado la vuelta al mundo. Moore pidió los permisos pertinentes para viajar a la isla como periodista pero no esperó a que se los dieran. Así que vulneró la ley que regula el embargo económico usamericano contra la isla.
En la página web de Michael Moore se pueden leer las cartas que le remitió el Gobierno Federal advirtiéndole de que estaba siendo investigado y de las posibles consecuencias tanto civiles como penales de su delito. O sea, que se enfrenta a posibles multas millonarias (como ya tuvo que pagar Oliver Stone por entrevistar a Fidel Castro) o incluso a la cárcel.
“SiCKO” es un documental que trata de poner en evidencia el sistema de sanidad pública estadounidense. Su rodaje se ha llevado a cabo con mucho secretismo, pero se sabe que Moore viajó a Cuba con unos diez afectados por los atentados del 11-S para solitar unos tratamientos médicos que supuestamente se les negaban en los Estados Unidos.
En un acto que bien podría ser únicamente publicitario, Michael Moore ha enviado a “un lugar seguro” fuera de los Estados Unidos una copia del filme para evitar cualquier sabotaje. Para muchos usamericanos Michael Moore es un traidor a la patria, para otros muchos, critica para mejorar el país. En cualquier caso, no deja a nadie indiferente. Su anterior documental, “Fahrenheit 9/11” (del que prepara una segunda parte) fue distribuido por dos particulares porque Disney se negó a hacerlo. Era un documental sobre el 11-S con bastante carga política. Moore no disimula su adversión al Gobierno de Bush. La película recaudó en todo el mundo más de 220 millones de dólares, toda una marca para un documental. Ahora, la polémica está asegurada. Y la recaudación, también.
Se lo están contando todo esto a Bush desde ayer aprimera hora. ya verás que contento se pone cuando lo entienda.

¿Compartes?:
  • email
  • PDF
  • Print
  • RSS
  • Meneame
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Twitter
  • FriendFeed
  • LinkedIn

Comentarios

  • Nombre
  • Correo Electronico
  • Comentario