Mr. Pinkerton busca secretaria

Mr. Pinkerton busca secretaria

1 Sarcofago2 Sarcofagos3 Sarcofagos4 Sarcofagos5 Sarcofagos (5 votos, media: 3,00 de 5)
Cargando…

Deja tu comentario >>

¡Hola muchacho!

Mi periodo de descanso me hizo reflexionar mucho sobré qué necesitaba como detective para volver a encauzar mi carrera. Curiosamente, la idea me llegó en la Guayana Francesa, mientras ojeaba la revista del gremio que me mandan periódicamente. Allí, en la página 7, me encontré un reportaje que se titulaba “La Mujer Detective”. No, muchacho, no decidí cambiarme de sexo, sino incorporar a mi agencia unipersonal a una secretaria que me ayudase en el día a día.

No quería a una mujer curtida en la materia, prefería una chica joven que poco a poco se fuese enamorando de esta profesión tan pasional que es la mía. Así que acudí a diversas academias de secretariado en busca de mi media naranja laboral. Me facilitaron curriculums de jóvenes con el título recién sacado, y tuve que hacer un complicadísimo proceso de selección. Finalmente, llamé a cinco de ellas para entrevistarlas personalmente.

Durante esos días no hacía más que pensar cómo iba a cambiar mi trabajo a partir de ahora, me empapé de libros de novela negra y traté de imaginar cómo sería mi nueva secretaria y futura detective y compañera. ¿Sería como la Warshaski? Ummm, no sé, no me imaginaba a mi lado a alguien estilo Kathleen Turner…. Tampoco me veía trabajando con una Petra Delicado o una Miss Marple. Prefería a alguien que pudiese adaptarse a mi estilo y mi forma de trabajar, pero que a su vez aportara inteligencia y organización. ¡Necesitaba a Cordelia Gray! Que además, ella empezó como secretaria de detective. Aunque, ahora que recuerdo, se hizo detective debido al suicidio de su jefe…

PinkertonSecretaria.bmp

Una vez que hice las entrevistas, muchacho, me decanté rápidamente por una de ellas. Se llama Marga Setién, y me transmitió una profesionalidad fuera de lo común. Tiene 22 años, como Cordelia, y se proclamó admiradora vitalicia de Phillipe Marlow. El lunes empieza, y ya le he montado su mesa en mi polvoriento despacho. Pronto la conocerás, muchacho, iremos a verte al psiquiátrico en cuenta la vea capacitada para conocer a un necrófilo.

¿Compartes?:
  • email
  • PDF
  • Print
  • RSS
  • Meneame
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Twitter
  • FriendFeed
  • LinkedIn

Comentarios

  • Nombre
  • Correo Electronico
  • Comentario