“Wall Street” y la realidad

“Wall Street” y la realidad

1 Sarcofago2 Sarcofagos3 Sarcofagos4 Sarcofagos5 Sarcofagos (36 votos, media: 3,28 de 5)
Loading...

Deja tu comentario >>

Querido diario:

Después de 15 visionados de "Wall Street" y de informarme de que el personaje real en el que se inspira Michael Douglas, Iván Boesky, pagó con sólo tres años de prisión su delito de especulación financiera ilegal, ya no podía más y he visitado la celda de Reinman López, el asesor financiero del doctor Quintanilla para que me explicara de una vez el origen de la crisis. Es bueno el tío, lo ha conseguido.

Hola Teo:

No es difícil de entender. Cuando en Estados Unidos empiezan a bajar mucho los intereses, los bancos necesitan ganar dinero y con los intereses a esos precios no lo consiguen. Entonces buscan a clientes que no tienen dinero ni posibilidades de tenerlo en poco tiempo. Les ofrecen una hipoteca para una nueva casa. Los bancos creen que las casas van a subir mucho de valor, así que aunque tasan la nueva casa en 100, al cliente le ofrecen 130, ¿Quién va a decir que no?. El banco le dice al nuevo cliente que tendrá que pagar un poquito más de interés por la hipoteca. El cliente piensa que le da lo mismo, no va a pagarla, el banco que si la pagan, ganan, pero aunque no la paguen, el mercado inmobiliario cubrirá el riesgo y la casa valdrá en todo caso más de lo que ellos han pagado. El cliente se gasta los treinta de más que le ha dado el banco y el consumo se sostiene.

El negocio funciona tan bien a corto plazo que los bancos se quedan sin dinero para prestar y buscan más ¿Dónde?. Pues en el mercado internacional, claro. Cogen las hipotecas que han vendido, hacen paquetes y calculan el interés que van a sacar por cada paquete. Entonces le dicen a otros bancos que les ofrecen parte de ese negocio y que compartan con ellos esos intereses. Pero no les dicen que en esos paquetes hay hipotecas buenas, de clientes solventes, y también hipotecas de insolventes. Sobre todo no distinguen unas de otras y los bancos de todo el mundo compran, porque todos creen en la subida constante del mercado inmobiliario.

La hipoteca basura se extiende entonces como un virus informático. Los insolventes dejan de pagar pero el valor de las casas no sube, porque no hay tanta gente solvente para comprar tanta casa. Los bancos se dan cuenta pero ninguno sabe muy bien que cantidad de basura les han metido los bancos usamericanos en los paquetes que han ido comprando. Entonces dejan de fiarse unos de otros y dejan de prestarse dinero para el funcionamiento diario de compras y ventas. El interés al que los bancos se prestan el dinero en Europa es lo que llamamos euribor. Es el mismo interés que se pone a nuestras hipotecas. Como los bancos no se fían, ponen el interés más alto y nosotros acabamos pagando más.

¿Cuánta basura han extendido los bancos usamericanos? Pues ahora lo están calculando, pero a los bancos no les gusta airear cuanta basura ha comprado cada uno intentan evitarlo. Por eso nadie lo calcula bien. El Fondo Monetario Internacional dijo hace meses que la basura estaba entre cien mil y quinientos mil millones de dólares, que es reconocer que no tienen ni idea. Poco después el corrupto de Bush dice que tapa el agujero con setecientos mil millones de dólares, pero resulta que tampoco se para la hemorragia. Surge entonces la cifra de un billón de dólares, total, si no tienen idea se trata de irla subiendo. y hace sólo unos días aparecieron dos entidades usamericanas que han dicho que tan sólo ellos, han vendido por el mundo unos 5,3 ¡trillones! De dólares. Lo dejo aquí porque no me da la calculadora.

¿Compartes?:
  • email
  • PDF
  • Print
  • RSS
  • Meneame
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Twitter
  • FriendFeed
  • LinkedIn

Comentarios

  • Nombre
  • Correo Electronico
  • Comentario