Cine en serie: “In the flesh”, ¿y si los zombis tuviesen cura?

Cine en serie: “In the flesh”, ¿y si los zombis tuviesen cura?

1 Sarcofago2 Sarcofagos3 Sarcofagos4 Sarcofagos5 Sarcofagos (6 votos, media: 4,50 de 5)
Loading...

Deja tu comentario >>

Querido Teo:

Pongámonos en situación: Lo que nos temíamos acabó por suceder, llegó el virus zombi y en poco tiempo alcanzó todos los rincones del mundo. Muertos levantándose de sus tumbas, ciudades arrasadas… pero no fue el Apocalipsis. Gracias al esfuerzo del ejército, la policía y, en definitiva, de todos los que se ofrecieron voluntarios, se consiguió contener la infección. Y al poco tiempo alguien descubrió una cura, algo que podía devolver la cordura a esas máquinas de matar.

Nuestro protagonista despierta en una cama de hospital y rodeado de zombis, pero con una importante diferencia respecto a la situación de Rick en “The walking dead”, él también sufre el “síndrome del parcialmente muerto”, como han optado por llamarlo los científicos. Tras meses de inyecciones para reactivar su cerebro y terapia de grupo para superar la culpa y los recuerdos que le quedan de su etapa “enferma”, Kieren recibe el visto bueno para volver con su familia. Siguiendo el protocolo establecido por el gobierno, los infectados son tratados en centros de internamiento y a cambio se les perdonan los crímenes cometidos durante la epidemia.

Por supuesto, no a todo el mundo le parece bien lo de recibir con los brazos abiertos a los infectados. En el pueblo de Kieren no hay vecino al que los zombis no hayan matado a algún amigo o familiar, así que no sorprende el rechazo que despierta el acogerle de nuevo. En su propia familia encontrará resistencia en su hermana, que ha luchado junto a los voluntarios durante todo este tiempo, y que ahora se verá obligada a convivir con alguien a quien sólo hace unas semanas habría matado sin contemplaciones ni remordimientos.

Tras una introducción así, queda claro que esta serie no va de ir dando sustos al espectador ni de poner a los protagonistas en situaciones peligrosas de las que salir victoriosos como héroes. En lugar de eso acompañaremos a Kieren en su particular lucha interna, desde aceptar que realmente está listo para seguir adelante, como darse cuenta de que hay un punto de esperanza en su situación, que de alguna forma tiene una segunda oportunidad.

De un modo parecido a lo que vemos gradualmente en “The walking dead”, este mundo no sólo ha cambiado en lo que respecta a los que han perdido la vida, los vivos han perdido algo también. De entrada puede parecernos intolerante y extremista la actitud de los vecinos, ¿pero cómo reaccionaríamos nosotros si se mudase al piso de al lado un ex zombi? El creador de la serie consigue una visión original sobre un tema que últimamente está tan de moda que parece que ya está todo contado, aunque a la vista está que no es así.

No esperemos ver muchas caras conocidas en esta producción, aunque sí unos actores que cumplen muy bien con su cometido. En una serie en que lo importante es cómo afecta esta situación emocionalmente a cada personaje, lo cierto es que esta serie consigue algo que parecía imposible, y es el hacer soltar la lagrimita a más de uno viendo una de zombis.

Con unas críticas bastante buenas, no sorprende demasiado que ya se haya firmado una segunda temporada para el 2014. Y lo bueno es que con ésta no es necesario un maratón de fin de semana para ponerse al día, tres episodios de una hora es todo lo que ha necesitado su creador para contarnos esta interesante historia y para convencer a la crítica y a los directivos de su cadena.

Vídeo

Un saludo.
Profesor Falken

¿Compartes?:
  • email
  • PDF
  • Print
  • RSS
  • Meneame
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Twitter
  • FriendFeed
  • LinkedIn

Comentarios

  • Nombre
  • Correo Electronico
  • Comentario