Coleccionable Stephen King: “La zona muerta” (1983), visiones premonitorias

Coleccionable Stephen King: “La zona muerta” (1983), visiones premonitorias

1 Sarcofago2 Sarcofagos3 Sarcofagos4 Sarcofagos5 Sarcofagos (5 votos, media: 5,00 de 5)
Cargando…

Deja tu comentario >>

Querido Teo:

“La zona muerta” no deja de ser una de las adaptaciones más aplaudidas de King. Merito tiene también el particular estilo de David Cronenberg, que siempre saca petróleo de los problemas que surgen en la mente humana. En este caso, la historia gira en torno a un maestro de escuela, Johnny Smith, que después de despertar de un coma, encuentra que tiene poderes mentales. “La zona muerta” es uno de los pocos casos en los que King planificó de cabo a rabo el devenir de la historia, cuando lo habitual era que el autor escribiera sobre la marcha. Se dice que, en realidad, la trama se basa en la vivencia real del psíquico Peter Hurkos, quien tras golpearse la cabeza al caer por unas escaleras afirmaba que podía conocer detalles de las personas sólo con tocarlas.

Christopher Walken supo mostrar como el despertar del protagonista no era demasiado agradable, por un lado porque en el que para él ha sido un breve sueño han cambiado muchas cosas, para empezar Sarah, la que era su novia, se ha casado y tiene un hijo, pero además posee un extraño poder que le permite descubrir eventos futuros e incluso ColeccionableStephenKingLazonamuertaCartelpasados, a través de fuertes ataques que le van consumiendo rápidamente. Él podrá evitar con sus actos algunas tragedias pero no podrá evitar que eso le termine afectando con consecuencias inesperadas. La película coge varios retazos e historias de la novela de King, en la que vuelve a dejar patente que a la hora de escribir la extensión y el ritmo de le va de las manos, para ofrecer distintos episodios en los que el personaje de Johnny Smith se debate entre interponer su poder recién adquirido o tener que comenzar una nueva vida. No deja de ser interesante también como se desmorona la vida de un hombre tras un episodio como el que desencadena la acción. Y es que un profesor con la vida prácticamente solucionada ve, de la noche a la mañana, como todos sus sueños han desaparecido y queda convertido en un extraño con poderes poco controlables a través de visiones premonitorias. La película deja muchas cosas en el tintero respecto a la novela para cumplir la premisa no escrita de Cronenberg de rodar películas que no lleguen a las dos horas. Eso provoca que, una vez metido en la historia, los distintos episodios vayan pasando ante nuestros ojos de una manera demasiado rápido y que, al final, el conjunto nos sepa a poco.

La cinta destaca, además de por la interpretación de Walken, por un final con cierto aroma épico con el rifle en la mano y que le da al personaje un halo de nobleza y cierto pesar a pesar de sus incipientes tendencias de “psycho-killer” ante todo lo que empieza a dibujar su mente. Todo dejando un poso melancólico y depresivo que inunda al personaje y también a la apreciable banda sonora de Michael Kamen. Era 1983 y el fervor por las adaptaciones de King ya se había desatado. Ese mismo año llegarían “Christine” y “Cujo”.

Vídeo

Nacho Gonzalo (Coronado)

¿Compartes?:
  • email
  • PDF
  • Print
  • RSS
  • Meneame
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Twitter
  • FriendFeed
  • LinkedIn

Comentarios

  • Nombre
  • Correo Electronico
  • Comentario