Pier Paolo Pasolini, 30 años de fiambrera

Pier Paolo Pasolini, 30 años de fiambrera

1 Sarcofago2 Sarcofagos3 Sarcofagos4 Sarcofagos5 Sarcofagos (Sin votaciones)
Cargando…

Deja tu comentario >>

Querido diario:
Nada más levantarme me ha llegado desde uno de los pasillos de la izquierda, el sonido lejano de una canción romana. No de gladiadores, sino de romanos a lo Fellini. Tampoco quiero decir monstruosidades de tíos y tías, entiéndeme, me refiero a romanos del siglo XX. Pasados ya un poco pero contando todavía.
He necesitado poco para dar con el psicópata. El de la 231, Pier Paolo. Se cargó a un par de carabineros por defender a un chico al que estaban apaleando. Por el día duerme, por las noches se calma mirando la RAI y otros canales italianos.
Está nostálgico porque los romanos conmemoran que hace 30 años que murió Pier Paolo Pasolini. Fue asesinado. Este año ha salido de la cárcel el chico condenado a nueve años por aquel asunto, y denunció que fueron otros quienes le mataron, pero sin dar ningún nombre en concreto.
Aunque Pasolini nació en el norte, en roma fue donde maduró, triunfó y fue asesinado, en la playa de Ostia, la más cercana de la ciudad, que ahora acaba de ponerle su nombre a un parque de los suburbios.
Pasolini llegó a roma en los años cincuenta, precisamente a un suburbio de obreros, y ya era un chico muy listo, sensible, poeta y con una buena capacidad para analizar lo que veía y leía…. Y leía mucho.
Pretendía vivir de la literatura y la cultura, así que las estaba pasando muy mal, cuando consigue un trabajo como figurante en Cinecittà; además trabaja como corrector de pruebas de imprenta, y vende sus libros en puestos callejeros de barrio. Luego encuentra empleo como profesor en un colegio, y un amigo le llama para participar en una sección literaria en la radio. Por fin en 1955 publica la novela “Ragazzi di vita”, que tiene un gran éxito de crítica y público. Pero a los conservadores se les ponen los pelos de punta y hasta los comunistas le acusan de practicar un “placer por lo morboso, lo sucio, lo abyecto, lo maleducado, lo turbio”. El libro es secuestrado durante un año, y cuando vuelve a las librerías, Pasolini ya es alguien que empieza a ser popular. Lo confirma que se convierte en uno de los blancos preferidos por las crónicas sensacionalistas de sucesos: se le acusa de delitos tan grotescos como complicidad en peleas, o robos, hasta incluso atracar con arma de fuego en un bar cercano a una gasolinera. En 1957 Pasolini colabora en “Las noches de Cabiria” (Le notti di Cabiria) de Fellini. Se encarga de traducir los diálogos al dialecto romano. Ya le pica el bicho del cine para siempre cuando escribe varios guiones y debuta como actor en la película “Il gobbo”, en 1960.
Yo te recomiendo esta biografía si tienes diez minutos para leer un poco, es amena, clara, documentada y con fotos interesantes, una buena biografía en la Red.

¿Compartes?:
  • email
  • PDF
  • Print
  • RSS
  • Meneame
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Twitter
  • FriendFeed
  • LinkedIn

Comentarios

  • Nombre
  • Correo Electronico
  • Comentario