"El doble más quince"

"El doble más quince"

1 Sarcofago2 Sarcofagos3 Sarcofagos4 Sarcofagos5 Sarcofagos (4 votos, media: 2,75 de 5)
Cargando…

Deja tu comentario >>

La web oficial.

El argumento: Cuando pasas de los 45 años, puede parecer que ya has hecho todo en la vida: un marido, dos hijos, un perro y una casa bonita con jardín. Pero... ¿eso es todo? ¿Así? ¿Y qué hay de ti en esa ecuación sin nombre? ¿Dónde estás tú y tus deseos? Cuando eres un adolescente, tienes toda la vida por delante. Tiempo para casarte, tener un par de hijos, un gato, y una casa bonita con jardín. Pero... ¿y si no tienes ni idea de qué hacer? ¿No sabes qué camino escoger? ¿Y nadie te ayuda a encontrar el camino? Ana y Eric. Eric y Ana. Los dos están perdidos. No tienen ni idea de qué hacer con el resto de sus vidas. Un día se conocen en un chat de sexo.

Conviene ver: “El doble más quince” es una apuesta modesta de Mikel Rueda sobre el choque generacional, la incertidumbre fruto de la insatisfacción y la canalización del deseo fruto de la atracción entre una mujer madura cercana a los 50, médica de profesión y un joven menor de edad, solitario y desorientado, que está a punto de abrirse a la vida en un hogar familiar que sufre los problemas económicos ante la ausencia paterna. Una cinta cuidada visualmente en el poder evocador de la luz y de esos deambulares por escenarios de Bilbao en los que se mueven estos personajes perdidos que necesitan encontrarse primero a sí mismos para saber qué es lo que quieren. Algo que queda muy bien resuelto por Maribel Verdú y Germán Alcarazu en su química, espontaneidad, atracción y poder de las miradas y silencios que se traen entre sí. Aunque es mucho más interesante y mejor construido el bagaje emocional de ella, la cinta se sostiene en su intimismo poniendo el foco en ellos frente a lo difuso de lo que les rodea, y que se antoja no sólo indescifrable sino prescindible en ese momento de sus vidas, abordado de una manera limpia, delicada y vital a la hora de tratar temas como el amor, el sexo y sueños con cierto eco al cine de los 70 de Woody Allen o al más reciente de Richard Linklater en el que el placer de una buena conversación como punto de inflexión vital es toda la película.

Conviene saber: A competición en el Festival de Málaga 2019.

La crítica le da un CINCO

¿Compartes?:
  • email
  • PDF
  • Print
  • RSS
  • Meneame
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Twitter
  • FriendFeed
  • LinkedIn

Comentarios

  • Nombre
  • Correo Electronico
  • Comentario