“El viajante”

“El viajante”

1 Sarcofago2 Sarcofagos3 Sarcofagos4 Sarcofagos5 Sarcofagos (3 votos, media: 4,67 de 5)
Loading...

Deja tu comentario >>

La web oficial.

El argumento: Emad y Rana deben dejar su piso en el centro de Teherán a causa de los trabajos que se están efectuando y que amenazan el edificio. Se instalan en otro lugar, pero un incidente relacionado con el anterior inquilino cambiará dramáticamente la vida de la joven pareja.

Conviene ver: En “El viajante” Farhadi cambia un poco el esquema de pareja separada de sus dos anteriores películas aunque vuelve a centrarse en ese contexto, el de un matrimonio que ante un hecho que les ocurre podrá salir fortalecido o claramente dañado ante una grieta metafórica y real que asolará su relación en la que ambos tendrán que tomar una importante decisión para salir adelante. Estamos ante un ejercicio metateatral (el matrimonio forma parte de una compañía teatral no profesional que representa “Muerte de un viajante” de Arthur Miller, lo que supone uno de los aciertos del guión) con tensión in crescendo y debate sobre ética, justicia, compasión y venganza ya que, ante un determinado hecho que sufre su mujer ante el traslado a su nueva casa, el marido termina generando a través de su forma de reaccionar un interesante debate al espectador, que logra superar el bache que tiene la película en su segundo acto, para explotar en unos soberbios últimos 45 minutos que son todo un homenaje al oficio de actor con un guión medido y absorbente con el que el intérprete puede lucirse en un duelo de altura. Un trabajo medido y efectivo, sin grandes alharacas, pero con hondura y poso y en el que la sombra de Hitchcock inunda la película. Farhadi siempre cumple sin renunciar a su estilo de autor pero con historias que se alejan de su cultura e idiosincrasia para convertirlas en universales y accesibles. Una cinta modesta y sin pretensiones pero con algunos momentos de gran cine y de elogio del oficio del actor a todos los niveles. Una cinta de pequeños gestos y de argumento mínimo para hacer una gran película que deja hondura al espectador y construye un juego tan efectivo como complejo de cara a futuros visionados y en el que ese suspense neorrealista y actoral acaba superando algún bache durante el metraje que interpretamos como la calma que precede a la tormenta en el que Farhadi pone al servicio de la película toda su maestría de hacer cine con la simplicidad de la cotidianeidad.

Conviene saber: Oscar 2017 a la mejor película de habla no inglesa, siendo la segunda estatuilla para Asghar Farhadi tras “Nader y Simin, una separación” en 2012. Mejor actor (Shahab Hosseini) y mejor guión en el Festival de Cannes 2016.

La crítica le da un SIETE

¿Compartes?:
  • email
  • PDF
  • Print
  • RSS
  • Meneame
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Twitter
  • FriendFeed
  • LinkedIn

Comentarios

  • Nombre
  • Correo Electronico
  • Comentario