Centenario Katharine Hepburn: La familia

Centenario Katharine Hepburn: La familia

1 Sarcofago2 Sarcofagos3 Sarcofagos4 Sarcofagos5 Sarcofagos (6 votos, media: 2,67 de 5)
Cargando…

Deja tu comentario >>

Querido diario:

Una de las grandes diferencias que encuentro entre Usamerica y Europa es la familia. En Europa la familia se ve bastante y se moraliza menos sobre sus virtudes. En usamerica se moraliza constantemente pero sólo se ven si viven todos hacinados en Minessotta, por ejemplo, o para hacer alguna peli sobre acción de gracias.
La autobiografía de Kate está dedicada “A mamá y papá” y la primera vez que los menciona lo hace así….

“Antes de hablar de mí misma, me gustaría describir, o al menos bosquejar, el mundo en que nací. Mis antecedentes. Naturalmente, me refiero a mi madre… y a mi padre. A mis padres
Mamá murió cuando yo tenía cuarenta y pico Papá murió cuando yo tenía cincuenta y pico. Así que los tuve como… Bueno, durante cuarenta años estuvieron siempre allí. Eran míos
Desde el lugar que ocupaban en la habitación: Papá a la izquierda de la chimenea. Mamá a la derecha de la chimenea. Té cada día, a las cinco. Ellos eran el mundo en que nací”

el lugar al que se refiere Kate es una ciudad pequeña llamada Hartford. El padre era un hombre exigente, un médico riguroso y progresista en cuanto a la socialización de la medicina, pero victoriano en lo que a la educación de niños se refería. Cuando los otros médicos, mayores y más experimentados, fueron alistados para la guerra, aprovechó la oportunidad de hacerse con la clientela.
La madre era una mujer comprometida, líder devoto para la mujer y que andaba poco por casa, ya que siempre estaba comprometida en causas nobles.

Fueron padres más educadores que cariñosos, más ejemplares que próximos, aunque apoyaron a su hija desde que esta logró el primer éxito.

Respecto a sus hermanos la propia Kate habla así de ellos:

Cuando éramos pequeños estábamos Tom y yo, Dick y Bob… y después Marión y Peg. Yo era mucho mayor que mis hermanas y para ellas era otra adulta más. Tenían once y trece años menos que yo; casi como si fueran mis hijas
Bob y Dick estaban más cerca… pero eran niños. Tenían diez y doce años cuando fui a la universidad a los diecisiete. De modo que en la infancia no vivíamos realmente como iguales: estaban mis padres, Tom y’ yo, y después los pequeños
Las niñas solían visitarme en Nueva York. Para mí, era como si fueran mías. Las vestía y las llevaba a ver películas, museos y todos los lugares interesantes. Cuando el dinero empezó a escasear un poco, a comienzos de los años treinta, mamá solía darles clases. Yo era una especie de tía rica y nos divertíamos juntas. Estoy segura de que ésta es la razón por la que nunca tuve hijos
Mis hermanas y yo seguimos siendo íntimas cuando entraron en la adolescencia y cuando se casaron. Tuve suerte. Al morir mis padres todavía me quedaban mis hermanas y los mellizos de Peg y los tres hijos de Marión y, en grado de relación ligeramente menor, mis hermanos Bob y Dick y sus hijos. La familia que constituíamos era’ fuerte y sigue siéndolo. Sus problemas son mis problemas y al revés. Somos una especie de “grupo” que atraviesa unido el mundo. ¿No es maravilloso? Me considero muy afortunada. Me siento protegida y siempre me he sentido así”

Aquí tienes este mp3 el primero de la serie de nueve reportajes en audio que componen este coleccionable…

KatharineHepburnfamilia.mp3

¿Compartes?:
  • email
  • PDF
  • Print
  • RSS
  • Meneame
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Twitter
  • FriendFeed
  • LinkedIn

Comentarios

  • Nombre
  • Correo Electronico
  • Comentario