Cine en serie: “Crossing lines”, los europeos también cazamos criminales

Cine en serie: “Crossing lines”, los europeos también cazamos criminales

1 Sarcofago2 Sarcofagos3 Sarcofagos4 Sarcofagos5 Sarcofagos (2 votos, media: 3,50 de 5)
Cargando…

Deja tu comentario >>

Querido Teo:

Un irlandés, un alemán, una francesa y una italiana se juntan para investigar un asesinato. Pero ojo, que esto no es un chiste, es el nuevo procedimental de la NBC. Y además me dejo gente, porque hay otro francés, un americano y una inglesa. Como salta a la vista, la gran novedad respecto al resto de series del género es la nacionalidad de los protagonistas y que esté ambientada en Europa en lugar de los ya conocidos territorios de los USA. Eso sí, echo en falta algún miembro (o miembra) de la benemérita para completar este grupo, pero supongo que pedían idiomas y ya sabemos lo que la mayoría quiere decir cuando pone “inglés nivel medio” en el currículum.

Del piloto de esta serie se agradece el detalle de hacerlo doble, para así poder explicar al menos por encima la historia de cada uno de sus protagonistas, que son unos cuantos, y al mismo tiempo dejar espacio para desarrollar un caso sin que parezca demasiado precipitado. Como es habitual en estas series corales, cada uno de los protagonistas tiene sus secretos, en particular los dos protagonistas principales. Veamos cuál es su historia:

Carl Hickman es un pobre hombre que vive en un remolque y que a duras penas puede usar su mano derecha, culpa de una fea herida de la que más tarde conoceremos el origen. Recogedor de basura en una feria ambulante, sufre dolores constantes que le hacen consumir morfina para aliviar un poco su existencia. Pronto se cruzará en su camino el detective Louis Daniel, al que conoció en su anterior etapa como policía, antes de acabar fuera del cuerpo por su lesión y por alguna cosa más… Lo que no espera Carl es la oferta de trabajo de Louis, que consiste en formar parte de un grupo internacional para intentar capturar a un asesino en serie que anda suelto por Europa.

A continuación se nos presentará al resto de estos “policías sin fronteras”, a saber:

– La agente Pride, especialista en interrogatorios de Scotland Yard.

– Tommy McConnel, el músculo irlandés del equipo.

– Sebastian Berger, agente alemán y responsable de los juguetes tecnológicos.

– Anne-Marie San, agente francesa con una memoria casi perfecta.

– Eva Vittoria, agente italiana especialista en misiones de incógnito.

Este grupo variopinto recibe a Carl con alguna reserva, ya que han hecho sus deberes y saben que su salida del cuerpo fue un poco turbia y su situación actual una incógnita. Pero él no es el único que tiene alguna cosa que esconder, e incluso el cabecilla del grupo, Louis, tiene algún asunto sin resolver del que de momento tendremos pocos detalles.

Como procedimental la serie me recuerda a “Bones” aunque con menos ciencia y más acción, con unos protagonistas expertos en sus respectivas áreas, e incluso también un proyector holográfico para ayudarles a resolver los casos. Lo que sí cambia con respecto a la serie de Boreanaz-Deschanel es que no hay nada de comedia ni prácticamente ninguna tensión sexual entre sus protagonistas (al menos de momento).

Como caras conocidas tenemos a William Fichtner (“El séquito”, “Prison break”) en el papel del atormentado Carl, el impronunciable Tom Wlaschiha (“Juego de tronos”) interpreta a Sebastian Berger, y la presencia estelar de Donald Sutherland como Michel Dorn, el enlace del equipo con la Corte Penal Internacional. Seguro que los más cinéfilos me leerán la cartilla por no tener vistos al resto de actores, pero es que uno no puede estar en todas las salsas, y yo de cine europeo ando bastante flojo.

La serie no aporta nada nuevo, y probablemente ni lo intente. Las críticas coinciden en que su principal atractivo es el cambio de escenario respecto a la gran mayoría de procedimentales, y el carácter internacional de sus actores, lo que la hace un producto fácilmente vendible en los respectivos países de origen. La presencia de Donald Sutherland obviamente también ayuda, y con el numeroso colectivo de fans de este tipo de series, es posible que sigamos oyendo hablar de ella durante una temporada. Eso sí, no va a romper ningún molde.

Vídeo

Atentamente.
Profesor Falken

¿Compartes?:
  • email
  • PDF
  • Print
  • RSS
  • Meneame
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Twitter
  • FriendFeed
  • LinkedIn

Comentarios

  • Nombre
  • Correo Electronico
  • Comentario