El Ministro sin doblaje

El Ministro sin doblaje

1 Sarcofago2 Sarcofagos3 Sarcofagos4 Sarcofagos5 Sarcofagos (3 votos, media: 3,67 de 5)
Cargando…

Deja tu comentario >>

Querido diario:

Estaba llorando a tope con un capítulo de “Cinco hermanos”, una serie de una familia de ricos en Pasadena que se lavan los platos en vez de dar trabajo a la inmigración, cuando me entero de que el Ministro de educación español me ha tocado el tema del doblaje. La Red se ha llenado en instantes de titulares sensacionalistas, entrecomillados descontextualizados y opiniones disparadas al tuntún del tipo: “Me parece cojonudo”. Si siempre hubiera sido así, hablaríamos ingles sin problemas, como el resto de Europa.

He cerrado el capítulo que el Dr. Quintanilla me había recomendado para compensar los euforizantes, y le he pedido al Venas que pirateara la tecnología del ministro en cuestión: “Espero que mis palabras no resulten atrevidas para el Ministerio de Cultura, pero creo que es atinado proponer un debate sobre esta cuestión dada la influencia determinante que tiene sobre el conocimiento de lenguas extranjeras”. Sería bonito que el ministro tuviera razón. Pero no la tiene. Si fuera cierto que el cine en versión original es un factor determinante en el dominio de lenguas, los vecinos portugueses hablarían inglés más y mejor que los españoles. Tienen una conexión con Inglaterra más cercana que la de España y nunca han doblado sus películas. Para información del Ministro el último informe de EUROSTAT revela que casi la mitad de los españoles entre 25 y 64 años no conoce ninguna lengua extranjera, cierto, pero Portugal es uno de los tres países que están detrás de España en esto. Francia ocupa un buen lugar en idiomas y al mismo tiempo es el país que ve menos cine extranjero y más cine nacional en sus salas.

El Ministro señala que todos los estudios revelan que ver cine en versión original desde pequeños estimula el aprendizaje de idiomas. ¡Espero que no haya usado nuestra pasta para pagar semejantes estudios!. También leer a los clásicos en original debe de estimular bastante la cosa idiomática. Al Ministro no se le ha ocurrido debatir sobre si traducciones si o traducciones no. Pero no me digas que no sería bonito que un niño recién llegado del cole, tras dejar los trece kilos de mochila, le dijera a sus padres: “¿Me gustaría leer a Tolstói en original. Creo que tiene una sobre guerra que es estupenda y no quiero que me manipulen”.

El Ministro debería reflexionar sobre lo siguiente. El cine tiene un solo propósito esencial: que lo vean. Después se discute sobre cuanta gente puede verlo y cuanta pasta puede significar. Si el cine es comercial o minoritario es irrelevante para el propósito inicial que es la comunicación, ya sea considerada basura o joya. Como responsable de educación podría interesarse por como diferenciar una cosa de la otra, pero respecto a que doblar o no, el mercado se regula sin ministerios, o al menos lo intenta. Parece que no ha servido de mucho la experiencia catalana, cine en catalán apoyado políticamente, que no puede mantenerse en las salas porque simplemente el público no acude. El cine puede ser una herramienta muy útil en la enseñanza, no sólo de idiomas, y algunos profesores lo emplean con frecuencia, pero es absurdo meter en esto al doblaje. El cine se ve ya mayoritariamente fuera de las salas, en las pantallas domésticas. Y es un sitio donde resulta cada vez más fácil poder elegir la versión que más convenga. Esa es la verdadera libertad. Si el Ministro quiere entretenerse con los colegas de otros ministerios, debatir a tope, puede proponer que el país con más turismo de Europa se vuelva trilingüe, o al menos bilingüe, en la información de los transportes, por poner un ejemplo. Ahí tiene tema.

¿Compartes?:
  • email
  • PDF
  • Print
  • RSS
  • Meneame
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Twitter
  • FriendFeed
  • LinkedIn

Comentarios

mifunesan - 09.10.2010 a las 20:50

Precisamente el caso portugués es paradigmático pero por lo contrrario de lo que se opina en el texto. Si uno conoce la realidad de Portugal, al menos entre la gente con estudio, su nivel de inglés (y de otras lenguas) nos da cien vueltas a los españoles. En mi opinión tienen mucho que ver la complejísíma y riquísima fonética del portugués (el inglés es mucho más fácil de pronunciar) y puede que algo influya el hecho de que no existe el doblaje (sólo doblan las pelis infantiles). Lo sospechoso, según mi experiencia directa, es el resultado de la mencionada encuesta que me gustaría saber con que criterios y fiabilidad se ha hecho. Es gracioso porque la facilidad de los portugueses (vale que los jóvenes y con estudios) para aprender lenguas es pasmosa. Ya lo decía no se quién que hay verdades, mentiras y estadísticas.

luisa - 10.10.2010 a las 11:59

En los paises en que el cine se ve en versión original es también común, incluso en las series de dibujos animados que ven los niños, que la tele NO esté doblada. Pasa en Europa, mucha America latína… y creo que, aparte de disfrutar las interpretaciones al cien por cien, uno acostumbra el oído a otros idiomas desde pequeño. Vivo en Galicia y no conozco la estadística de Portugal pero he viajado desde pequeña a ese país y no sólo entienden y hablan el castellano de manera bastante extendida (cosa que no nos pasa a nosotros con el portugues pese a la cercanía) por mi observeción tienen una envidiable fluidez con el ingles, sobre todo tienen el oído más acostumbrado. De todas maneras dado lo que ganan las empresas y los actores de doblaje será muy difícil que nos dejen prescindir de ellos. Interesante debate, eso seguro.

Watanabe - 10.10.2010 a las 14:08

No creo que tenga mucho que ver el que las películas y series esté en versión original o dobladas, para que se hablen más idiomas o no. Por poner un buen ejemplo, en Alemania se doblan las películas y series y su nivel de ingles es mucho más alto que el de otros países donde no hay doblaje. Sin duda puede ayudar, pero no es nada definitorio.

Andres - 12.10.2010 a las 18:43

Puede ser que el aleman se parezca mucho al ingles.Pero yo aquí el tema que veo es eso de hacer las cosas por el bien comun ¿alguien ha leido “Un mudo feliz”?

eneko - 16.10.2010 a las 12:11

“El cine se ve ya mayoritariamente fuera de las salas, en las pantallas domésticas. Y es un sitio donde resulta cada vez más fácil poder elegir la versión que más convenga. Esa es la verdadera libertad.”

Benetako askatasuna? Bai zera… nik ezin ditut filmak nere hizkuntzazko azpitituluekin ikusi. Eta hori BAI konpon liteke erabaki politiko batekin.

¿Verdadera libertad? Y un cuerno… yo no puedo ver las películas con los subtítulos en mi lengua. Y eso SÍ que se podría arreglar con una decisión política.

  • Nombre
  • Correo Electronico
  • Comentario