“Guerras sucias”

“Guerras sucias”

1 Sarcofago2 Sarcofagos3 Sarcofagos4 Sarcofagos5 Sarcofagos (1 votos, media: 4,00 de 5)
Cargando…

Deja tu comentario >>

La web oficial en español tiene trailer, fichas, fotos y dossier de prensa.

El argumento: El periodista de investigación Jeremy Scahill, autor del éxito de ventas “Blackwater”, persigue la verdad detrás de las guerras encubiertas de Estados Unidos. Lo que empieza como un informe sobre el ataque nocturno de EE.UU. en un remoto rincón de Afganistán se convierte en una investigación global. El reportero Scahill se adentra en un submundo de peligrosas operaciones secretas, dispuesto a destapar una red de guerras encubiertas dirigidas por el gobierno estadounidense. Un trabajo de investigación trepidante e implacable que muestra una de las caras más oscuras de la primera potencia mundial.

Conviene ver: “Guerras sucias” es una necesaria mirada al habitual secretismo estadounidense en lo referente a crímenes de guerra. Un documental cercano al ritmo e ímpetu e inconformismo de los thrillers de los 70 que también ha sido comparado con los trabajos de Michael Moore y la saga de Jason Bourne. ¿Debe pesar más el secretismo o la seguridad en una nación? ¿Son conceptos complementarios? ¿Ha cambiado algo desde la entrada de Obama en la Casa Blanca? Estos y otros dilemas surgen tras el visionado de una cinta que, si bien no termina de atrapar como debiera a su pesimismo extremo, contagia la pasión con la que vive su trabajo Jeremy Scahill. Merece destacarse esos momentos en los que el protagonista intenta mostrar a la ciudadanía estadounidense la realidad participando en debates televisivos en los que tiene que enfrentarse a periodistas y contertulios que parecen más voceros del poder que transmisores para contar lo que realmente está pasando. Un testimonio documental muy recomendable que arroja algo de luz (aunque como en todos los trabajos de este tipo buscando la grandilocuencia de los extremos para insertar mejor el mensaje) sobre esas sombras que encierra el país más poderoso del mundo, la mayoría marcadas por su dependencia con la industria armamentística y petrolera, y autoproclamado adalid del concepto de democracia haciendo especial mella en la labor actual de Obama que oculta y baña de legalidad con bonitas palabras a la misma actuación avasalladora, impecable y autoritaria que ha llevado a cabo habitualmente este país en materia bélica.

Conviene saber: Mejor fotografía en la categoría de documental del Festival de Sundance 2013, Jeremy Scahill es responsable de dos bestseller como “Blackwater” (2003) y “Dirty wars” (2009) tras su experiencia como corresponsal de guerra en Afganistán, Somalia, Yemen y Yugoslavia. El documental está dirigido por Rick Rowley.

La crítica le da un SIETE

¿Compartes?:
  • email
  • PDF
  • Print
  • RSS
  • Meneame
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Twitter
  • FriendFeed
  • LinkedIn

Comentarios

  • Nombre
  • Correo Electronico
  • Comentario