“Los renegados del diablo”

“Los renegados del diablo”

1 Sarcofago2 Sarcofagos3 Sarcofagos4 Sarcofagos5 Sarcofagos (5 votos, media: 3,00 de 5)
Cargando…

Deja tu comentario >>

Su web está muy trabajada pero donde algunos contenidos resultan confusos y lentos. En algunas secciones, como visitar la casa de la familia Firefly -la familia asesina protagonista de la película- o conocer más de los personajes hay que registrase para acceder a ellas, pero sólo para mayores de 18 años. Ya al acceso de todos, tenemos resumen del argumento, varios trailers y algunos temas de la banda sonora. Pincha en la calavera del centro de la pantalla y encontrarás: numerosas fotografías de la película y del rodaje, entrevista con Rob Zombie (el director), varios links, entre ellos a la página oficial del director, y a otras creadas para los personajes de ficción. Además hay una visita al motel donde se desarrolla parte de la trama y mercadeo variado.

“Los renegados del diablo”es la segunda parte de “La casa de los mil cadáveres”. El que no haya visto la primera, es fácil, una familia de asesinos que permanece unida así, matando sin ton ni son. Hasta que aparece un sheriffque decide apartarse un poco de la ley.
Tiene ritmo y tiene gracia en algunos momentos. No deja de “meter caña”, a riesgo de saturarme un poco a veces. La violencia es muy explicita, sensacionalista y sin sitio para la imaginación. Es previsible, aunque dado el argumento, tampoco es que te vayas a esperar grandes sorpresas.
La parte más divertida es una secuencia con el sheriff y un crítico de cine del pueblo, que discuten sobre quien le quitó el protagonismo al otro, cuando murieron Elvys y Groucho Marx con tres días de diferencia.
Tiene el record de utilización de la palabra “joder”. Lo dicen 560 veces. Es de las que sabes lo que vas a ver, y lo que no vas a ver.
Yo le doy un CUATRO

¿Compartes?:
  • email
  • PDF
  • Print
  • RSS
  • Meneame
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Twitter
  • FriendFeed
  • LinkedIn

Comentarios

  • Nombre
  • Correo Electronico
  • Comentario