El cine entre fantasmas

El cine entre fantasmas

1 Sarcofago2 Sarcofagos3 Sarcofagos4 Sarcofagos5 Sarcofagos (17 votos, media: 3,76 de 5)
Cargando…

Deja tu comentario >>

Querido diario:
 
El cine nació en un momento muy fantasmal, aún más, en los años donde empezaba a hablarse de espiritualismo o espiritismo en asociaciones, institutos y colegios reservados hasta entonces a la ciencia. Usamerica y el Reino Unido, el mundo anglosajón, dominaban prácticamente el terreno de los nuevos inventos, bien haciéndolos nacer en su entorno o invirtiendo en los proyectos ajenos, como ocurrió con Marconi, impulsado por el dinero inglés tras comprobar que en su país nadie le hacía mucho caso al hablarles del invento de la radio. La telepatía y la conexión con los espíritus parecían ser capaces de resolver el viejo problema de combinar ciencia y religión. Nacía la parapsicología.

 
El espiritismo alcanzó su mayor prestigio al comenzar el siglo XX y uno de sus mayores paladines fue el escritor de éxito internacional Arthur Conan Doyle, que asistió a múltiples sesiones y consideraba que había médium verdaderos, capaces de conectar con los espíritus. Su prestigio personal, como escritor y viajero, como Sir del Imperio, elevó el prestigio del espiritismo en lugar de rebajarle a él. Sir Arthur, ya mortalmente enfermo, dedicó uno de sus últimos esfuerzos a subir la larga escalera del Ministerio del Interior para solicitar la abolición de la ley de brujería, que los radicales querían invocar contra los médium.
 
El domingo 13 de julio de 1930, el Albert Hall de Londres recibió a miles de personas que habían comprado entrada para despedirse de Conan Doyle, muerto hacía poco. Dos días antes, el viernes, el Daily Herald llenaba su portada con el titular: “La silla vacía de Conan Doyle”, a cuatro columnas. Debajo había una explicación que saltaba de un tipo de imprenta a otro. Participará VIDENTE en GRAN REUNIÓN. 6.000 espiritistas en la reunión conmemorativa. DESEO DE LA ESPOSA. La médium será totalmente franca.
La señora Conan Doyle había pedido que durante el acto hubiese una demostración de clarividencia. La efectuaría Estelle Roberts, la médium predilecta de Sir Arthur. El texto se completaba seriamente con una entrevista.
«Si se manifestara, es dudoso que los escépticos aceptasen la evidencia, pero quien conoce como médium a la señora Roberts no tendrá la menor duda. Sabemos que si no le ve lo dirá con toda franqueza.»
 
Placa que recuerda la sesión de espiritismo en la que se invocó a Conan DoyleA las 7 de la tarde el Albert Hall estaba repleto, la sesión estaba organizada por el secretario de la Asociación Espiritista de Marylebone, que había concedido la entrevista al diario. La señora Conan Doyle, dijo que lo consideraba la última manifestación pública a la que asistiría con su marido. En el escenario se fue colocando la familia , esposa y dos hijos, dejando entre ellos una silla vacía para simbolizar la presencia de Sir Arthur.
La médium se acercó al micrófono y empezó a balancearse hasta “conectar” y comenzar a pasar mensajes de espíritus reconocibles por gente del público.
 

Durante casi una hora la gente aguantó. A partir de ese momento comenzaron a levantarse y entonces se produjo la conexión con Doyle. Aseguró que su tránsito había sido bueno porque estaba muy preparado para hacerlo. Luego la reunión terminó. Esta cuestión del tránsito es la clave argumental más empleada por el cine. Cuando el espíritu se queda “enganchado” sin poder dar el salto… aquí Johnny Zeta repasa algunas de esas situaciones y dificultades de tránsito a la dimensión fantasma….

Entrefantasmas.mp3

¿Compartes?:
  • email
  • PDF
  • Print
  • RSS
  • Meneame
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Twitter
  • FriendFeed
  • LinkedIn

Comentarios

  • Nombre
  • Correo Electronico
  • Comentario