“Animales fantásticos: Los crímenes de Grindelwald”

“Animales fantásticos: Los crímenes de Grindelwald”

1 Sarcofago2 Sarcofagos3 Sarcofagos4 Sarcofagos5 Sarcofagos (3 votos, media: 2,67 de 5)
Cargando…

Deja tu comentario >>

La web oficial.

El argumento: Cumpliendo con su amenaza, Grindelwald escapa de su custodia y ha comenzado a reunir seguidores, la mayoría de los cuales no sospechan sus verdaderas intenciones: alzar a los magos purasangre para reinar sobre todas las criaturas no mágicas. En un esfuerzo por frustrar los planes de Grindelwald, Albus Dumbledore recluta a su antiguo estudiante Newt Scamander, quien accede a prestar su ayuda, sin conocer los peligros que aguardan. Las líneas quedan marcadas mientras el amor y la lealtad son puestos a prueba, incluso entre los amigos más cercanos y la familia, en un mundo mágico cada vez más dividido.

Conviene ver: “Animales fantásticos: Los crímenes de Grindelwald” es un nuevo capítulo de la nueva saga inundada del espíritu de Harry Potter, posteriormente en cronología cinematográfica pero previa en materia argumental siendo una cinta que ya empieza a tratar temas interesantes después de que la estimable primera película funcionara como un prólogo dado a conocer al personaje principal, un timorato y curioso Newt Scamander interpretado por Eddie Redmayne. Contando con buena parte del reparto de la primera cinta, y bajo los faldones de Montmartre en el París de los años 20, conocemos al hermano de Scamander, Theseus, formándose incluso un triángulo amoroso con Leta Lestrange (Zoë Kravitz) que deja algunos de los mejores momentos de la cinta con esos flashbacks de Hogwarts, se potencia la relación entre Newt y Tina (Katherine Waterston) y se cuenta con el reclamo de un joven Dumbledore (un Jude Law magnético) y esa incipiente y jugosa relación que se vislumbra entre éste y el amenazante Grindelwald (Johnny Depp en un gran villano) que lleva a la cinta a los niveles de alto espionaje. Un arranque potente, una recreación cuidadísima y, por otro lado, una historia demasiado alargada intentando amortizar la sesión de cine. El universo de J.K. Rowling sigue presente con su épica fantasiosa, oscuridad malsana infantil y el habitual oficio de David Yates aunque, en verdad, navega por cierta confusión y acumulación de elementos que hace que la cinta, como un corredor con poco fondo físico, llegue algo exhausto a mitad de carrera y sin la brillantez con la que comienza.

Conviene saber: Secuela de “Animales fantásticos y dónde encontrarlos” (2016).

La crítica le da un SEIS

¿Compartes?:
  • email
  • PDF
  • Print
  • RSS
  • Meneame
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Twitter
  • FriendFeed
  • LinkedIn

Comentarios

  • Nombre
  • Correo Electronico
  • Comentario