Conexión Oscar 2012: Las grandes interpretaciones de Gary Oldman y Ryan Gosling olvidadas en la carrera de premios

Conexión Oscar 2012: Las grandes interpretaciones de Gary Oldman y Ryan Gosling olvidadas en la carrera de premios

1 Sarcofago2 Sarcofagos3 Sarcofagos4 Sarcofagos5 Sarcofagos (8 votos, media: 4,88 de 5)
Loading...

Deja tu comentario >>

Querido Teo:

No es la primera vez que decimos que la categoría con más nivel en los Oscar este año es la de mejor actor. Nombres de prestigio de prestigio e interpretaciones de nivel conforman una categoría en la que nominar sólo a cinco actores va a ser algo muy doloroso ya que con los que quedarán fuera también se formaría un quinteto de gran nivel. Brad Pitt, George Clooney y Jean Dujardin son fijos quedando dos plazas que a día de hoy apostamos que serán para Michael Fassbender y Leonardo DiCaprio. Que injusto será ver fuera, salvo sorpresa, a dos grandes interpretaciones (sin duda de las mejores de este año que está a punto de terminar) como las de Gary Oldman por “El topo” y Ryan Gosling por “Drive”. Los dos han sido olvidados por las nominaciones de los grandes premios y sólo se amparan a colarse como lo hicieron anteriormente gente como Tommy Lee Jones por “En el valle de Elah” o Javier Bardem por “Biutiful” que, sin ser nominados ni por el Gremio de Actores ni por los Globos de Oro, consiguieron a última hora la nominación al Oscar. No obstante, no deja de ser doloroso que dos grandes interpretaciones vayan a pasar tan desapercibidas por la carrera de premios salvo milagro. Sea casualidad o no, Gary Oldman y Ryan Gosling sumarían de esta manera un nuevo desencuentro con la Academia, demasiados para dos actores de indiscutible talento y que tendrían que sumar ya varias nominaciones cada uno de ellos. Gary Oldman sigue siendo el mejor actor vivo sin nominación al Oscar y Ryan Gosling sólo atesora una aislada nominación como mejor actor por “Half Nelson”. Sea por las razones que sea, la Academia sigue sin tenerlos entre sus favoritos y sus ausencias este año lo confirmarían.

Gary Oldman tiene 53 años y, aunque parezca mentira, nunca ha sido candidato al Oscar. Cuando se proyectó “El topo” en el Festival de Venecia todos coincidieron que su lacónico y sobrio George Smiley era su gran oportunidad para que los Oscar se fijaran en él y le otorgaran su primera nominación. Oldman demuestra con este papel un gran oficio y talento asegurando que es mucho más que el actor con tendencia a la sobreactuación, circunstancia que se le ha criticado en muchas ocasiones. Michael Fassbender por “Shame” consiguió el premio al mejor actor en Venecia y desde ese momento las opciones de la película han caído en picado. Su excesiva frialdad, y el ser un thriller de espionaje psicológico y opresivo con continuas referencias a la obra de Le Carré, le ha perjudicado de cara a la temporada de premios viendo como era superada por apuestas más accesibles. Las opciones de nominación de “El topo” en los Oscar, a la espera de ver que pasa con Oldman, se han reducido a las categorías de guión adaptado y dirección artística por la cuidada ambientación de los años 70 en la que sobrevuela la sombra de la guerra fría. Como curiosidad, y por confirmar lo que ocurre con “El topo”, de las ocho adaptaciones de John Le Carré que ha habido hasta el momento sólo dos actores han sido nominados al Oscar por alguna de ellas; Richard Burton por “El espía que surgió del frío” en 1966 y Rachel Weisz por “El jardinero fiel” en 2006.

La carrera irregular de Gary Oldman, con tendencia en los 90 a superproducciones que rozaron el fracaso, también es causante de que a estas alturas todavía se halle sin ninguna candidatura al Oscar en su currículum. Además, sus problemas con el alcohol y la fama de mal carácter que posee han hecho el resto. No obstante, dentro de la carrera de Gary Oldman si que se encuentra algún olvido flagrante en los Oscar. Muchos dirán que su papel de Drácula en la película de Francis Ford Coppola habría merecido mejor suerte, gracias a un gran trabajo de caracterización y de mimo en las distintas acentuaciones y tonos en la voz del personaje por sus distintas etapas, pero cuando Oldman estuvo más cerca fue en su papel de senador republicano en “Candidata al poder” en 2001. Nominado por el Gremio de actores en la categoría de actor de reparto, el poco cariño de la Academia demostrado al actor y la polémica protagonizada por el mismo acusando al equipo de la película de haber reducido su participación en la sala de montaje de manera notable, fueron unos hechos que, quizás, fueron los que potenciaron que finalmente el que fuera candidato en los Oscar en esa categoría fuera Jeff Bridges por su papel de presidente americano. Un buen trabajo de Bridges, pero inferior y bastante menos lucido que el de Oldman que una vez más se comía la pantalla en sus momentos en escena. Este siglo XXI no ha sido muy positivo para Oldman en lo referente a grandes papeles pero su popularidad para el público taquillero se ha visto acrecentada con su participación en la saga de Harry Potter y en las películas de Batman realizadas por Christopher Nolan en las que ha interpretado al Comisario Gordon. Con “El topo” demuestra su gran nivel interpretativo y ahora todo parece indicar que será una de esos grandes trabajos que, en este caso por el nivel de la categoría, se quedan fuera de la mención por los Oscar.

Ryan Gosling tiene 31 años y, esperando que no le ocurra lo mismo que a Edward Norton hace una década, podemos decir sin temor a muchas críticas que es el mejor actor de su generación. El canadiense lleva demostrando trabajo a trabajo su compromiso y su nivel de riesgo, rechazando papeles alimenticios y comedietas deshilachadas, dirigiendo su carrera con inteligencia y oficio. El que fuera uno de los integrantes del Club Disney (en la misma hornada que Justin Timberlake, Cristina Aguilera y Britney Spears) y un anodino joven Hércules en la serie de televisión, se ha convertido (además de en uno de los actores más atractivos y con estilo del panorama actual) en un intérprete más que admirado por la crítica y por el público. En 2002 consiguió su primera nominación importante en los Independent Spirit Awards gracias a su oscuro papel como joven nazi judío en “El creyente”. En ese mismo año siguió explorando esa turbiedad como delincuente en “Asesinato… 1,2,3” para después hacer llorar a los corazones sensibles y formar parte del clan de las carpeteras gracias a su romántico papel en “El diario de Noa” en 2004. Después llegarían trabajos como “Tránsito” o “Half Nelson”, convirtiéndose en 2007 en uno de los actores más jóvenes en ser candidato al Oscar como mejor actor por su papel de joven profesor de extrarradio adicto a la droga. A pesar de que las puertas de la Academia se abrían a él, los Oscar no lo tuvieron en cuenta al año siguiente por uno de los mejores trabajos de ese año. El del inocente Lars en “Lars y una chica de verdad”. Para ese trabajo, Gosling tuvo que engordar para interpretar a ese joven tímido de pueblo que utiliza una muñeca hinchable para relacionarse con los demás. A pesar de ser nominado por el Globo de Oro y por el Gremio de Actores, se quedó sin nominación al Oscar. Tres años después, y a pesar de otra nominación al Globo de Oro, también se quedó fuera de los Oscar por su papel en “Blue Valentine”, romántica y realista historia sobre las distintas fases del amor de una pareja que sufrió las consecuencias de una escasa distribución por su calificación de NC-17. A pesar de ello, eso no impidió que su compañera Michelle Williams si que fuera candidata en los principales premios.

Tras “Lars y una chica de verdad”, Gosling (que también tiene un grupo de música llamado Dead man´s bones con el que ha grabado algún disco) desapareció de las pantallas para luego volver en 2010 con “Blue Valentine” y la todavía inédita en España “All good things”. 2011 ha sido su año y su consagración definitiva, hagan lo que hagan los Oscar. Tres papeles muy diferentes en “Drive”, “Los idus de Marzo” y la comedia “Crazy, stupid, love” han constatado su versatilidad pasando del lacónico especialista amante de la velocidad que deambula por el asfalto, un joven idealista que descubre las cloacas de la política como director de comunicación de un congresista, o un mujeriego metrosexual que da consejos para ligar. De todos esos papeles es “Drive” por el que tendría opciones de ser candidato al Oscar, a pesar de que sus dos nominaciones al Globo de Oro de este año vienen por los dos otros trabajos. En “Drive” es un especialista de cine de día y un conductor para fugas por la noche. Un tipo gris y lacónico que vive en esta sórdida espiral por el simple hecho de que el contacto con el volante es lo que le mantiene vivo. Un héroe con aristas y doble fondo que no deja escapar sus emociones y que recuerda a los Bogart, McQueen y Eastwood de antaño, así como al deambulante taxista anónimo de Robert De Niro en “Taxi driver”. Un gran ejercicio de cine negro sobre el asfalto que homenajea a la serie B y a esos héroes de acción de los años 70, sin renunciar a la estética videoclipera y violencia moderna digna de Tarantino y al estudio de las relaciones complejas y densas del cine de David Lynch.

A pesar del premio a la mejor dirección para Nicolas Winding Refn en el Festival de Cannes y de que la crítica USA está reconociendo a “Drive” como lo que es, de lo mejor de la cosecha de este año, los grandes premios parecen olvidarse de ella y todo parece centrado en el villano que interpreta Albert Brooks en la categoría de actor de reparto como posibilidad de nominación, así como las remotas posibilidades en guión adaptado o fotografía. Una muestra de lo que enarbolan los detractores de los principales premios; que en la mayoría de las ocasiones estos no reconocen al mejor cine del año. Si se confirman los olvidos a “El topo” y a “Drive”, y sobre todo a sus actores, no podremos más que darles la razón.

Y ahora, es el momento del oscarómetro. La plantilla en la que vemos semanalmente las variaciones de las posibilidades de los nominados al Oscar que vamos comentando en Conexión Oscar. Esta es la apuesta de esta semana realizada en base a nuestros propios pronósticos, sensaciones personales, lógica, intuiciones y la historia de estos premios. ¡Suerte a todos los contendientes!

Pocos cambios en el oscarómetro de esta semana. Las apuestas se van arraigando. Si que se percibe la subida de Terrence Malick por “El árbol de la vida” en mejor director.

Nacho Gonzalo (Coronado)

  • Oscarómetro (29 de Diciembre 2011)
    • Película
    • 1.The artistSe Mantiene
    • 2.La invención de HugoSe Mantiene
    • 3.Los descendientesSe Mantiene
    • 4.Caballo de batallaSe Mantiene
    • 5.Criadas y señorasSe Mantiene
    • 6.MoneyballSe Mantiene
    • 7.El árbol de la vidaSe Mantiene
    • 8.Tan fuerte, tan cercaSe Mantiene
    • 9.Midnight in ParisSe Mantiene
    • 10.Los idus de MarzoSe Mantiene
    • Director
    • 1.Martin Scorsese (La invención de Hugo)Se Mantiene
    • 2.Michel Hazanavicius (The artist)Se Mantiene
    • 3.Terrence Malick (El árbol de la vida)Sube
    • 4.Alexander Payne (Los descendientes)Baja
    • 5.Steven Spielberg (Caballo de batalla)Se Mantiene
    • Actor
    • 1.Brad Pitt (Moneyball)Se Mantiene
    • 2.George Clooney (Los descendientes)Se Mantiene
    • 3.Jean Dujardin (The artist)Se Mantiene
    • 4.Leonardo DiCaprio (J. Edgar)Se Mantiene
    • 5.Michael Fassbender (Shame)Se Mantiene
    • Actriz
    • 1.Michelle Williams (My week with Marilyn)Se Mantiene
    • 2.Meryl Streep (La dama de hierro)Se Mantiene
    • 3.Viola Davis (Criadas y señoras)Se Mantiene
    • 4.Tilda Swinton (Tenemos que hablar de Kevin)Se Mantiene
    • 5.Glenn Close (Albert Nobbs)Se Mantiene
    • Actor de Reparto
    • 1.Christopher Plummer (Beginners)Se Mantiene
    • 2.Albert Brooks (Drive)Se Mantiene
    • 3.Nick Nolte (Warrior)Se Mantiene
    • 4.Kenneth Branagh (My week with Marilyn)Se Mantiene
    • 5.Max Von Sydow (Tan fuerte, tan cerca)Se Mantiene
    • Actriz de Reparto
    • 1.Octavia Spencer (Criadas y señoras)Se Mantiene
    • 2.Bérénice Bejo (The artist)Se Mantiene
    • 3.Shailene Woodley (Los descendientes)Se Mantiene
    • 4.Janet McTeer (Albert Nobbs)Se Mantiene
    • 5.Jessica Chastain (Criadas y señoras)Se Mantiene
    ¿Compartes?:
    • email
    • PDF
    • Print
    • RSS
    • Meneame
    • del.icio.us
    • Facebook
    • Google Bookmarks
    • Twitter
    • FriendFeed
    • LinkedIn

    Comentarios

    Atticus - 29.12.2011 a las 14:07

    Sigo sin entender vuestra apuesta por “Tan lejos, tan cerca”. No ha aparecido en ningún premio de la crítica, globos de oro… y sigue la octava en el Oscarómetro. Unas cañas a que drive sí es nominada a mejor película (si es que finalemente son 10 y no menos). A parte de ser una maravilla, para los académicos cubre ese hueco de cine independiente que parece obligatorio desde que se aumentaron el número de nominadas. Y ojo a la última de Harry Potter (no es que yo quiera, es que tengo el pálpito). La veo antes que la de Daldry o Clooney.

    Nacho Gonzalo (Coronado) - 29.12.2011 a las 14:28

    Bueno, Daldry tiene mucho predicamento en la Academia y aunque no ha funcionado como se esperaba no hay que descartarla. De todas formas, aunque ponga 10 (que es el tope) no creo que sean más de 8 las candidatas. Ojalá “Drive” estuviera dentro pero por mucho que la crítica la esté ayudando está difícil y no sería de extrañar que tiraran por algo más convencional.

    Mauro - 29.12.2011 a las 19:30

    “A pesar del premio a la mejor dirección para Steve McQueen en el Festival de Cannes” el ganador por Drive en Cannes fue Nicolas Winding Refn

    Nacho Gonzalo (Coronado) - 29.12.2011 a las 20:39

    Gracias Mauro por la corrección. Temía que me pasara. Durante toda la temporada se me entrecruzan “Shame” y “Drive” en la mente. No se porque les veo recursos estilísticos muy similares. Un saludo.

    Lalo Martín - 30.12.2011 a las 01:49

    El año pasado sí tenían que haber nominado a Ryan Gosling por “Blue valentine”, donde sí era una de las 5 mejores interpretaciones masculinas del año. Incluso hubiese sido un justo ganador. Sin embargo este año, y sin haber visto todas, me parece probable que no sea merecedor de la nominación.

    Mauro - 30.12.2011 a las 16:16

    Me parece que este año sin duda, ellos seran las grandes ausencias en los oscar, ojala y me equivoque.
    Para mi Ryan Gosling sin duda, esta siendo uno de los mas cotizados, y actuaciones como las antes mencionadas fueron una bofetada al joven actor, pero el tiene por delante una carrera que puede ser muy fructifera y quizas este no sea su momento, tiendo encuenta que esta categoria esta muy peleada este año.
    En cuanto a Gary Oldman, aun no puedo creer que la academia lo haya olvidado tantas veces, un actor que para muchos es sin duda el GRAN EJEMPLO de los jovenes actores, un maestro, y que como tal no necesita de premios en su estante para demostrar que es unos de los grandes artistas de este tiempo, asi como ocurre con otra dama de la actuacion como Glenn Close.
    Me parece que estos posibles nominados, ya se estan consolidando y finalmente se queradan asi las quinelas.

    simplementesimple - 30.12.2011 a las 23:34

    Ojalá den la sorpresa y se cuelen entre los candidatos. Están soberbios en ambas películas.

    Petro - 31.12.2011 a las 23:09

    Bueno hay que recordar que Daldry ha hecho tres películas y por las tres ha conseguido nominación a mejor director, y que en 2009 tampoco se apostaba por The reader y acabaron nominando a la película y a Daldry. Así que hasta que no se den las nominaciones que nadie descarte a Daldry.

    PD: Ojalá que Drive y Gosling si se cuelen en las nominaciones

    • Nombre
    • Correo Electronico
    • Comentario