“Elija su propia aventura en Berlín”

“Elija su propia aventura en Berlín”

1 Sarcofago2 Sarcofagos3 Sarcofagos4 Sarcofagos5 Sarcofagos (1 votos, media: 5,00 de 5)
Loading...

Deja tu comentario >>

Es probable que la mayoría de los que lean estas líneas tengan a alguien en Alemania. Más de 100.000 familias españolas conviven con la emigración allí de algunos de sus miembros, según los últimos datos del Instituto Nacional de Estadística. Pero el humor inteligente y la sociología urbana que encierra este libro me permite asegurar que vale más de lo que cuesta para todo tipo de público.

Título: “Elija su propia aventura en Berlín”

Autor: Varios

Editorial: www.libros.com

El libro se autopropone como idóneo para el cuarto de baño, aunque confieso que no he descubierto la razón. San Gregorio describe el baño en el siglo XIII como “un lugar retirado donde pueden leerse tablillas sin interrupciones”, y siete siglos más tarde Henry Miller estaba de acuerdo: “Mis mejores lecturas las he hecho en el baño”, confesó una vez. “Hay pasajes del Ulises que sólo se pueden leer en el retrete si se le quiere extraer todo el sabor al contenido”. Tal vez  la sugerencia sea porque los hábitos en esa zona de las casas y locales públicos sean  de las pocas cosas que no se toca en esta historia, que bien podría transformarse en documental o guión de cine. Por lo demás está casi todo con lo que se encuentra un español trasplantado a Berlín.

Comienza con una recomendación: “¡No lea usted este libro! (todo seguido) Pues eso, que no lea usted este libro todo seguido. Si se quiere ahorrar disgustos lo mejor es que no lo lea. Si aun conociendo este dato decide leerlo, que sepa que no ha de pasar las páginas de principio a fin como si estuviera usted en Görlitzer Park, sentado en el césped mirando el infinito, aparentando que lee un libro de tapas estilo vintage, que además es el mismo semana tras semana”.

Yo no he hecho ni caso de la recomendación y me lo he leído de un tirón y fuera del cuarto de baño. Funciona perfectamente y proporciona dos o tres horas de más que diversión. Algunas de sus reflexiones son hilarantes por agudas, pero de principio a fin siempre resulta interesante, y digo siempre porque ocurre incluso con el glosario, veamos simplemente la A y la B (Glosario.txt).

También es apreciable la fusión de estilos variados y temas tan diversos como el mundo de la bicicleta o de la marcha nocturna, sin olvidar el de la comida o las relaciones con los indígenas. Por si esto fuera poco, que no lo es, se te acaba mucho antes de que lo desees. Viajar en los servicios públicos, solicitar un trabajo o una subvención, o la experiencia de enfrentarse a un idioma muy distinto, van dibujando una serie de situaciones que ocultan mucha angustia y más incertidumbre con el recurso del humor bien trabajado. Muchos creemos saber cosas sobre Berlín, algunos las saben, pero en cualquier caso este no es el Berlín que el lector esperaba. Al terminar la última página, lo mínimo asegurado es que se lo recomendaremos a algún amigo y que entraremos en un blog llamado blog Berlunes.

Carlos López-Tapia

¿Compartes?:
  • email
  • PDF
  • Print
  • RSS
  • Meneame
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Twitter
  • FriendFeed
  • LinkedIn

Comentarios

  • Nombre
  • Correo Electronico
  • Comentario