"The gentlemen: Los señores de la mafia"

"The gentlemen: Los señores de la mafia"

1 Sarcofago2 Sarcofagos3 Sarcofagos4 Sarcofagos5 Sarcofagos (3 votos, media: 3,33 de 5)
Cargando…

Deja tu comentario >>

La web oficial.

El argumento: Un capo de la droga con un marcado estilo británico intenta vender su imperio a una dinastía de multimillonarios procedentes de Oklahoma.

Conviene ver: “The gentlemen: Los señores de la mafia” es el regreso del Guy Ritchie más oligofrénico en una cinta que no esconde venir después del éxito de “Kingsman: Servicio secreto”, imitándola en estilo desenfadado, grafismo e incluso en características de algunos de los personajes pero siguiendo las pautas del molonismo de apuestas como “Snatch: Cerdos y diamantes”, “RocknRolla”, “Sherlock Holmes” u “Operación U.N.C.L.E.”, a la cual incluso homenajea con un poster. Una comedia criminal funcional y que cumple estando realizada de carril con un Ritchie que se gusta demasiado a sí mismo y que se muestra encantado con el plantel de actores que tiene en sus manos tardando tiempo en asentar una propuesta que empieza descolocando y entremezclando tramas y personajes sin saber muy bien por dónde va a dirigirse. Una cinta que destaca en lo estético pero que no tiene mucho más por debajo sin sorprender y sin destacar sobre la media de este tipo de películas. Mentiras, secretos, negocios, trapicheos, bandas, falsas lealtades, venganza y un ritmo frenético y juguetón que tiene lo mejor en ver a unos actores pasándoselo pipa, sacando según sea menester el lado esperpéntico, snob, macarra o de Bond callejero, destacando a Matthew McConaughey, Charlie Hunnam, Hugh Grant y Colin Farrell sobre un buen número de rostros conocidos. Todo en una historia sobre un tipo que monta el imperio de la marihuana en Londres pero que se verá envuelto en un embrollo cuando precisamente intente deshacerse de él ante todos los intereses que hay en juego cuanto tanto un rico judío como un jefe de la mafia oriental se postulen para hacerse con ello. Crimen organizado paródico y desenfrenado equilibrando la violencia, la comicidad, el cinismo y la camaradería sobre un guión demasiado atropellado y a trompicones, irregular en fondo y vistoso en forma, en el que al final se hacen encajar las piezas como pueden comprobando que hay escenas innecesarias que se han alargado (como la niña de papá que malvive entre drogas en una vivienda de protección oficial con otros como ella) y otras que se tratan como un plumazo sobresaliendo momentos logrados como el de la fiambrera, la pandilla de gimnasio, la pistola de oro o la de lectura de labios. Se demuestra que Ritchie siempre estará varios escalones por debajo de Tarantino tanto en su definición de personajes como en su habilidad para ofrecer la excelencia frente al bizarrismo excéntrico. Y es que cool se nace pero no se hace en este entretenimiento resultón sin brillantez.

Conviene saber: Nuevo trabajo de Guy Ritchie detrás de las cámaras.

La crítica le da un SEIS

¿Compartes?:
  • email
  • PDF
  • Print
  • RSS
  • Meneame
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Twitter
  • FriendFeed
  • LinkedIn

Comentarios

  • Nombre
  • Correo Electronico
  • Comentario