BSO de “Marte”

BSO de “Marte”

1 Sarcofago2 Sarcofagos3 Sarcofagos4 Sarcofagos5 Sarcofagos (2 votos, media: 5,00 de 5)
Loading...

Deja tu comentario >>

Querido Teo:

Últimamente hemos visto diversas maneras de afrontar la inmensidad espacial en la música de cine; Steven Price con “Gravity” y Hans Zimmer con “Interstellar” son los dos ejemplos más claros, a los que ahora se une Harry Gregson-Williams con su música para “Marte”. Como suele ocurrir en estas bandas sonoras la quietud y la electrónica sirven para describir auditivamente el paisaje hostil y extraño, además de la soledad de sus protagonistas. Sin embargo, en este caso Gregson-Williams da una vuelta de tuerca interesante, funcionando a tres niveles diferentes.

Primero porque para describir lo desconocido y peligroso de Marte se basa en un breve motivo atonal, extraño a los oídos de los aficionados, que es a la vez inquietante y atractivo y que se presenta desde el ataque del primer corte del disco (Mars). En un segundo estrato, el material musical de Watney se sitúa dentro de esa electrónica, pero a través de una guitarra que nos remite a Estados Unidos con toques de country, es decir, que dentro de esa base musical extraña se enmarca el elemento americano, más reconocible y cercano. Además tiene su melodía de intensidad heroica en algunos momentos que resultan especialmente emotivos como es el caso de Crossing Mars. Y por último, la música se adueña de los momentos de mayor actividad del protagonista, pasando al primer plano en los momentos de mayor acción.

En este tercer nivel la música ya es más convencional, y Gregson-Williams no puede ocultar sus orígenes al amparo de Hans Zimmer y su productora Remote Control, tirando de los recursos más habituales que nos remiten a decenas de películas de esta factoría, sobre todo en lo referente a  la repetición de patrones rítmicos y melódicos.

Afortunadamente estos momentos son los menos habituales y podemos disfrutar de una música que, dentro de una película donde la mayor parte del tiempo vemos a un solo personaje en pantalla trabajando, cobra una importancia capital. Aún así la partitura original debe compartir espacio con un elemento esencial de la trama, las canciones de los años 70 que tiene a su disposición Watney y que se han editado en un disco complementario. Si bien Ridley Scott hace un uso inteligente de las canciones en la película, casi siempre con una intención de alivio cómico, dejando el mayor peso dramático a la composición de Gregson-Williams, lo cierto es que inevitablemente la música disco es la que queda en la memoria, desterrando a una partitura que merece muchísimo la pena, y que vale la pena detenerse con calma a escuchar, porque probablemente estemos ante uno de los mejores trabajos, si no el mejor, de este autor.

Datos técnicos
The martian
Harry Gregson-Williams
Twentieth Century Fox Film Corporation
Número de tracks: 17

BSOCDOigamos algunos fragmentos de la banda sonora.

Mars (Track 1)

Vídeo

Making water (Track 3)

Vídeo

Sprouting potatoes (Track 7)

Vídeo

Crossing Mars (Track 11)

Vídeo

I got him (Track 17)

Vídeo

Alejandro G. Villalibre

¿Compartes?:
  • email
  • PDF
  • Print
  • RSS
  • Meneame
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Twitter
  • FriendFeed
  • LinkedIn

Comentarios

  • Nombre
  • Correo Electronico
  • Comentario