"La puerta de al lado"

"La puerta de al lado"

1 Sarcofago2 Sarcofagos3 Sarcofagos4 Sarcofagos5 Sarcofagos (2 votos, media: 4,00 de 5)
Cargando...

Deja tu comentario >>

La web oficial.

El argumento: Daniel es un conocido actor que una mañana deja atrás su elegante ático en Berlín, su preciosa esposa y a la niñera que cuida de sus dos hijos pequeños para volar a Londres para el casting de una película de superhéroes. De camino al aeropuerto se acerca al bar de siempre para repasar el texto y tomar un café tranquilamente sin darse cuenta de que su vecino Bruno, al que nunca antes había visto, viene siguiéndole de cerca. En el bar, Bruno comienza a conversar con Daniel en lo que queda claro que no es un encuentro casual. El vecino de la puerta de al lado tiene información íntima sobre la vida de Daniel y su familia que hace que el encuentro se convierta en una incómoda experiencia.

Conviene ver: “La puerta de al lado” parte de una curiosa premisa que lleva a que Daniel Brühl se ponga delante de la cámara y que, en parte, se ría de sí mismo interpretando a un actor y padre de familia que vive en un ático de lujo de Berlín y que se dispone a coger un avión para participar en el casting de una película de superhéroes en Londres. Lo que no se espera es que su vecino o lo que es lo mismo, la presencia de la puerta de al lado, le siga los pasos. Un encuentro que acaba siendo un experimento teatral en esta ópera prima ya que termina siendo la confrontación dialéctica en una cafetería poniendo sobre la mesa el choque generacional, de experiencias y de procedencias de dos hombres que representan también a una Alemania dividida (la del Este y la del Oeste) que todavía vive acomplejada por sus fallos del pasado y que intenta salir adelante, no sin evitar reflexionar, hacerse preguntas y purgarse. Es por ello que la cinta se sostiene en las conversaciones entre Daniel Brühl y Peter Kurth en un momento en el que el actor ha decidido perder los miedos y atreverse a dirigir tras más de una década planteándoselo y haciendo una coctelera en la que hay mucho de autoconfesión tipo como la diseñada por sus artífices en “Birdman” (2014) o “Cosas de la edad” (2017). “La puerta de al lado” también muestra los miedos y preocupaciones de una persona como Brühl que ha sido testigo de una juventud más analógica y que en su madurez se enfrenta a la desconexión emocional que cada uno hace que vaya a la suya, casi sin entremezclarse entre los demás, y refugiado en sus aplicaciones o en unas casas equipadas a la última en barrios humildes que han perdido el espíritu de comunidad y solidaridad sin fijarse en los demás y mandando la gentrificación. Hora y media teatral en clave de comedia negra e ingeniosa y amago de thriller psicológico con las palabras como armas, mostrando hasta dónde un desconocido puede conocerte más que a ti mismo a la hora de mostrarte lo solo que en definitiva está uno, y en la que el director y actor permite autoparodiarse (con su incursión en Marvel y ese aire que adopta el personaje de superficialidad ensimismada ajena a los problemas de los que le rodean) aunque en realidad sea sobre todo la visión que él tiene de una ciudad como Berlín mientras se habla con sinceridad de egos, apariencias, preocupaciones y la sensación de insatisfacción a pesar de tenerlo todo, algo tan propio de nuestro tiempo. Una película interesante que sobre todo es un salto a la piscina de Daniel Brühl en estas lides que ha acometido sobre seguro, confiando en el trabajo actoral sobre todo, ya que a la cinta le falta algo de mala leche y se queda algo corta en resultado.

Conviene saber: El debut en la dirección de Daniel Brühl compitió en el Festival de Berlín 2021.

La crítica le da un SEIS

¿Compartes?:
  • email
  • PDF
  • Print
  • RSS
  • Meneame
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Twitter
  • FriendFeed
  • LinkedIn

Comentarios

Suscríbete
Notificar
guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
2
0
Me encantaría conocer tu opinión, comenta.x
()
x