“En picado”

“En picado”

1 Sarcofago2 Sarcofagos3 Sarcofagos4 Sarcofagos5 Sarcofagos (1 votos, media: 4,00 de 5)
Cargando…

Deja tu comentario >>

Tras el estreno de “Mejor otro día” vuelve a estar la mano de Nick Hornby, el escritor británico en la cúspide de adaptaciones al cine. Hornby en 1997 ya hizo el guión y un cameo en “Fuera de juego”; una pequeña aparición como aficionado, por supuesto del Arsenal. Remataría como nominado al Oscar en mejor guión adaptado por “An education”. Su novela “En picado” ha esperado nueve años para transformarse en cine con Pierce Brosnan en cabeza de un grupo de suicidas urbanos dirigidos por el francés Pascal Chaumeil, el de “Los seductores” y “Llévame a la Luna”.

Título: “En picado”

Autor: Nick Hornby

Editorial: Anagrama

“¿Puedo explicar por qué quería saltar desde lo alto de un edificio? Pues claro que puedo explicar por qué quería saltar desde lo alto de un edificio. No soy ningún maldito idiota. Puedo explicarlo porque no era inexplicable. Era una decisión lógica, producto de un razonamiento correcto”. De esta manera impactante comienza la historia de cuatro personajes que viven en el Londres actual.

Hornby ha seleccionado para nosotros a un presentador de televisión en declive tras liarse con una menor; a una madre soltera dedicada totalmente a cuidar de su hijo incapacitado; a una adolescente maleducada y grosera de buena familia; y a un rockero americano que reparte pizzas. Todos se encuentran en la terraza de la Toppers’ House, una torre imaginaria del norte de Londres conocida como “la torre de los suicidas”, inspirada en los casi 200 metros de la Archway Tower. Los aspirantes a suicidas deciden retrasar su decisión.

Podría quizá decirse que es la historia de cuatro personas que se encuentran porque son infelices y quieren ayudarse mutuamente. Pero la cosa no es así en absoluto. Es más bien la historia de cuatro personas que se conocen porque eran infelices y se dicen tacos unos a otros. Al menos tres de ellos. La frescura y el ritmo de la novela aligeran su verdadera profundidad, porque leemos sobre la capacidad destructiva de las circunstancias, sobre nuestra propia fragilidad. El escritor vuelve a exhibir su talento para enredarnos en su juego y es imposible comenzar y no querer saber cómo termina.

Muchas de sus novelas han pasado ya por pantalla, “Alta fidelidad” o “Un niño grande” son dos más, porque sus personajes son contemporáneos, fácilmente identificables y poseedores de rasgos que son reconocibles. ¿O acaso resulta difícil entender que en Nochevieja una persona piense en subir a una azotea y tirarse? Comprendo que los cuatro de esta historia quisieran hacerlo y agradezco su final.

Carlos López-Tapia

¿Compartes?:
  • email
  • PDF
  • Print
  • RSS
  • Meneame
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Twitter
  • FriendFeed
  • LinkedIn

Comentarios

  • Nombre
  • Correo Electronico
  • Comentario