Conexión Oscar 2017: Reivindicando que es gerundio

Conexión Oscar 2017: Reivindicando que es gerundio

1 Sarcofago2 Sarcofagos3 Sarcofagos4 Sarcofagos5 Sarcofagos (2 votos, media: 5,00 de 5)
Loading...

Deja tu comentario >>

Querido primo Teo:

Estamos a muy pocos días para conocer cuáles son los trabajos que optarán a los Oscars que se celebrarán el próximo 26 de Febrero. Y creo que lo propio es hablarte de algunas interpretaciones que en el universo de los justos (ese que premió a Marion Cotillard por “Dos días, una noche” o que nominó a Michael Fassbender por “Shame”) tendrían su hueco en los premios de la Academia. Algunos han sido reivindicados por diversas Asociaciones de Críticos pero es muy difícil que lleguen a tener opciones reales de alcanzar la meta.

John Goodman (Calle Cloverfield 10)

Una de las primeras interpretaciones que impactaron en el 2016 fue la realizada por John Goodman en “Calle Cloverfield 10” en donde se mete en la piel de un hombre que bajo la creencia de la llegada del juicio final rescata tras un accidente a una joven, interpretada notablemente por Mary Elizabeth Winstead. Un personaje de las características de Howard Stambler, un verdadero perturbado, es resuelto por Goodman con una facilidad pasmosa y da verdadero pavor. “Calle Cloverfield 10” tuvo muy buen funcionamiento, también fue bien acogida en el seno de los críticos, y Goodman se situó en las primeras quinielas para entrar en la categoría de mejor actor de reparto. Tenía motivos de sobra para conseguir dicho objetivo; un villano con una gran presencia y un nombre de esos que sorprenden que aún no hayan sido nominados al Oscar (lleva años siendo una de las causas perdidas del señor Gonzalo). A una película académica se le exige que sea decente para captar la atención de los votantes, a una que no lo es se le pide que sea especialmente impactante para que quienes eligen sientan la necesidad de verla. “Calle Cloverfield 10”, aunque le fue de maravilla, no llegó a alcanzar ese status y las opciones de Goodman acabaron perdiéndose como lágrimas en la lluvia.

Ralph Fiennes (Cegados por el sol)

Ralph Fiennes en Cegados por el sol

El desenlace de “Cegados por el sol” de Luca Guadagnino (el único director que convierte a Tilda Swinton en una mujer bellísima) hizo que parte de la crítica de la Mostra de Venecia 2015 recibiese al film con abucheos. Dejando a un lado esto la película nos ha regalado una de las mejores interpretaciones de la carrera de Ralph Fiennes, que sigue sin llegar a la tercera candidatura al Oscar tras las recibidas por “La lista de Schindler” y “El paciente inglés”. Fiennes se convierte en el alma de la cinta con su interpretación tan enérgica de Harry Hawkes, un productor musical que visita por sorpresa a su ex mujer con el objetivo de recuperarla aunque ella mantiene una relación estable con otro hombre. El actor consigue ser brillante en su acercamiento a la comedia, de la misma manera que lo es cuando toca el drama (algo a lo que ya estamos más acostumbrados). Una interpretación deslumbrante que, de estar en una película con mayor repercusión, probablemente le habría hecho tener mayor presencia en esta carrera. Que los Independent Spirit le hayan situado entre los candidatos al mejor actor de reparto es una alegría pero lamentablemente ha quedado ahí y merecía mucho más.

Simon Helberg (Florence Foster Jenkins)

Cosme McMoon es un pianista serio (como diría Sebastian de sí mismo en “La la land”) que es contratado para acompañar a la soprano (también seria) Florence Foster Jenkins. Cuando el joven descubre el tipo de cantante a la que tiene que acompañar no puede dar crédito porque está ante una mujer entrañable, con muchísima voluntad y también con muchísimo dinero pero que posee una nula cualidad canora. Helberg domina absolutamente la situación en todo momento demostrando su gran talento para la comedia. Una escena así habría sido suficiente para tener al intérprete, el verdadero secundario del film, en la conversación para entrar en la categoría de mejor actor de reparto, pero que la Paramount haya decidido promover en dicha categoría a Hugh Grant, el auténtico protagonista, ha minado todas las opciones de Helberg que ha tenido su momento de justicia poética con su candidatura al Globo de Oro, pero eso fue debido a que la Asociación de Prensa Extranjera en Hollywood consideró a Grant actor principal.

Ben Foster (Comanchería)

Ben Foster en Comanchería

“Comanchería” ha sido uno de los “sleepers” de esta temporada, su buen funcionamiento en la taquilla y sus excelentes críticas han hecho que esta película haya ido ganando adeptos en su camino a los Oscar. Es además uno de esos títulos que reflejan a los Estados Unidos que ha votado a Donald Trump como su presidente, es decir a aquéllos que están hartos de ver cómo son mirados por encima del hombro. A nivel interpretativo quiero destacar a Ben Foster. Y es que el actor, que a pesar de su demostrado talento tiene la mala suerte de ser visto como una versión low cost de Ryan Gosling, está imponente interpretando a Tanner Howard, un ex convicto con un temperamento incontrolable que asiste a la desesperación de perder la granja familiar, al no poder pagar las deudas contraídas por su recientemente fallecida madre al hipotecarse con el banco. A Foster le sucede algo similar que a Simon Helberg ya que su compañero de reparto en “Comanchería”, Jeff Bridges, es el que está acaparando la promoción del film dirigido por David Mackenzie, pero Foster cuenta con la ventaja de que sí está siendo reconocido por las Asociaciones de Críticos, aunque sean las menores.

Lily Gladstone (Certain women)

Lily Gladstone en Certain Women

“Certain women” ha supuesto un hito en la filmografía de la directora Kelly Reichardt y es que ha sido la primera de sus películas que ha logrado superar el millón de dólares en la taquilla usamericana. Del reparto del film, que cuenta con la presencia de Michelle Williams (la actriz fetiche de la cineasta), Laura Dern, Jared Harris y Kristen Stewart, la crítica se ha quedado encandilada con la interpretación de Lily Gladstone, prácticamente una recién llegada. La actriz da vida a la encargada de cuidar de unos caballos de una granja que asistirá a clases para adultos impartidas por una recién licenciada en Derecho (Stewart) que acabará enamorándose de ella. Gladstone, que ha desarrollado su breve carrera principalmente en el teatro, deslumbró cuando la película se presentó en el Festival de Sundance y los críticos de Los Ángeles y Boston, y también de alguna asociación menor, se han encargado de decir que en ella hay una digna aspirante a ocupar una plaza en los Oscar. Lo malo es que “Certain women” es una película muy pequeña para que capte la atención de los académicos, de hacerlo sería un milagro.

Colin Farrell (Langosta)

Colin Farrell en Langosta

No sé si te pasa pero a veces no dejo de pensar en asociar a determinados actores con el tipo de personajes que interpretan. Te voy a citar varios ejemplos; Cate Blanchett es la representación de la mujer con clase y probablemente en la vida real tenga a una sirvienta encargada de vaciar la cisterna cada vez que la actriz ganadora de 2 Oscar tiene que visitar el excusado, Isabelle Huppert es posible que elija a mujeres que sean una proyección de sí misma, y Viggo Mortensen demuestra que ha nacido para dar vida al padre de “Captain Fantastic” porque en realidad se interpreta a sí mismo, solamente le falta enarbolar la bandera del San Lorenzo. Colin Farrell es la encarnación de la lujuria, le basta salir a la calle y chasquear sus dedos para que alguien del género que sea se licúe ante él. Por ese motivo es tan elogiable su interpretación de perdedor en “Langosta” de Yorgos Lanthimos. Farrell es absolutamente creíble en la piel de David, un soltero que es incapaz de encontrar pareja cuando es obligado a ello y que termina enamorándose de una mujer en el momento en el que se le prohíbe tener sentimientos hacia alguien. Y no es de extrañar que el actor volviese a trabajar con Lanthimos en el primer proyecto que el cineasta griego realiza en los Estados Unidos. El irlandés fue nominado al Globo de Oro y nadie cuenta con él para ocupar una plaza en los Oscar. Una pena.

Rebecca Hall (Christine)

Rebecca Hall en Christine

El 15 de Julio de 1974 la periodista Christine Chubbuck se suicidó con un revólver mientras presentaba un programa de televisión de una cadena local de Sarasota, el director del espacio pensó que era una broma y los espectadores llamaron al canal para saber si lo que habían visto era cierto. Chubbuck aún no había cumplido los 30 y estaba profundamente marcada por el fracaso de sus relaciones personales (era un ser asocial), por un amor no correspondido (el hombre del que estaba enamorada mantenía una relación con otra) y para colmo no se sentía nada a gusto con el sensacionalismo hacia el que se había visto obligada a derivarse como periodista, todo eso le había llevado a la depresión y a intentar quitarse la vida en otras ocasiones. Esta historia te sonará porque en parte inspiró “Network, un mundo implacable” de Sidney Lumet. Rebecca Hall ha sido la encargada de dar vida a la periodista en “Christine” y, a pesar de las excelentes críticas que ha conseguido la actriz, que sorprende en la composición milimétrica que ha realizado de Chubbuck, y que ha sido premiada por alguna asociación (llegando incluso a ser finalista en Los Ángeles), ha sido víctima de un año muy reñido en la categoría de mejor actriz y además el film apenas ha tenido repercusión.

Molly Shannon (Other people)

Molly Shannon en Other People

Molly Shannon se ha pateado medio Hollywood durante las últimas semanas para promover su trabajo en “Other people” y no es para menos. En el film de Chris Kelly da vida a la matriarca de una familia que ha asumido que ha perdido la batalla contra el cáncer y su interpretación ha sido calificada por la crítica de conmovedora. Un trabajo que le habría posibilitado su entrada en una categoría dominada por Viola Davis por “Fences” y que, si te has fijado muy bien en el oscarómetro que ha ido haciendo a lo largo de estas semanas el señor Gonzalo, se nutre en sus últimas plazas de bastante relleno. Lo malo es que “Other people” acabó siendo un estreno de la plataforma Netflix y, aunque ha tenido un lanzamiento comercial en los cines para que pueda entrar en los Oscar, sus opciones son débiles, tampoco le ha ayudado nada que no haya estado presente en los premios de la crítica. De todas formas está en nuestro oscarómetro (al igual que la actriz de carácter Margo Martindale).

Yôsuke Kubozuka (Silencio)

Yosuke Kubozuka en Silencio

A veces el silencio es el sonido más mortífero”. Eso es lo que deben estar pensando también Martin Scorsese y los productores de “Silencio”. Solamente ha tenido menciones de la crítica y tiene al director de fotografía Rodrigo Prieto como único defensor en los premios de los gremios. Además, su funcionamiento en los cines está siendo muy malo y mis dos taquilleros de confianza coincidieron con “no está gustando mucho”. Cuando se vio por primera vez “Silencio” muchos críticos se preguntaron de dónde había salido Issey Ogata pero a mí me gustaría destacar a Yôsuke Kubozuka que se encarga de interpretar de manera brillante a Kichijiro, un hombre torturado por su debilidad y que no deja de cometer errores. Hubo un momento en el que llegamos a fantasear con su papel de “Silencio” en esta carrera al Oscar pero seamos francos ya que un film de estas características, tan “dreyeriano”, no está destinado a las masas, ni a los espectadores ni a los miembros de la Academia aunque este trabajo de Scorsese goce de la excelencia en todos sus apartados.

Sasha Lane (American honey)

Sasha Lane en American Honey

Lo que el señor Gonzalo fue incapaz de contarte durante sus crónicas del Festival de Cannes es que le tuvieron que desalojar de la sala tras el primer visionado de “American honey” de Andrea Arnold ya que no se atrevía a salir en un estado priápico. Dejemos a un lado ese momento en el que tu primo predilecto acabó con la reserva mundial  de bromuro. La directora británica ha sabido ir mucho más allá que Harmony Korine en “Spring breakers” que, hablando del culto a la estupidez de unos jóvenes sin valores, se quedaba en un ejercicio de estilo y ella ha sabido retratar a una América profunda que va a la deriva a través de estos chavales que pertenecen a una generación que está totalmente perdida. Andrea Arnold descubrió a Sasha Lane mientras tomaba el sol en una playa y tuvo claro que tenía que ser Star, hasta ese momento la joven trabajaba como camarera. Solamente puedo calificar de milagro lo suyo por su frescura y carisma. En ningún momento da la sensación de que esté interpretando un papel, y por eso me temo que en el futuro pueda ser carne de la sección ¿Qué fue de…? porque está condenada a repetir la fórmula, ojalá me equivoque.

Shia LaBeouf (American honey)

Shia LaBeouf en American Honey

A24, la distribuidora en los Estados Unidos de “American honey”, sí que promovió brevemente a Shia LaBeouf intentando seguir los pasos de la campaña que hizo en su día para que James Franco fuese nominado al Oscar por “Spring breakers” pero ni por asomo alcanzó las cotas de aquella que ha sido una de las más extravagantes de los últimos años. De aspirante a “golden boy” de Hollywood, y antiguo niño prodigio, LaBeouf ha pasado a no ser tomado en serio porque está como una regadera, por culpa de una vida excesiva. Jake el seductor que se encarga de captar a Star para que forme parte de ese grupo de vendedores de revistas debería ser el papel por el que debamos recordar en el futuro a Shia LaBeouf y es que está realmente magnético. Ha sido una lástima que “American honey”, que no es desde luego una película academicista, haya pasado tan desapercibida.

El pelo de Andrew Garfield

El pelazo de Andrew Garfield For Your Consideration

2016 ha sido un año de gracia para Andrew Garfield por sus trabajos en “Hasta el último hombre” de Mel Gibson y “Silencio” de Martin Scorsese, en ambos filmes habla de la fe desde un punto de vista completamente diferente, en el de Gibson Desmond Doss es un objetor de conciencia que está absolutamente seguro, y en el de Scorsese Sebastiao Rodrigues es un sacerdote jesuita que duda. De momento está presente en la carrera con su trabajo en “Hasta el último hombre” y veremos si no corre la misma suerte que con “La red social” con la que se quedó en la cuneta. Pero no te exagero nada si te digo que la mayor estrella del 2016 ha sido la melena de Andrew Garfield. El pelo era quien le protegía de los japoneses en el campo de batalla en “Hasta el último hombre” y durante la persecución a los cristianos en “Silencio” sobrevive a explosiones, disparos e incluso a una certera pedrada. Lo que Andrew Garfield tiene en la cabeza no es pelo son hilos de cobre. Volviendo a sacar a la Maris no encontraba la mejor manera de cerrar este repaso a aquellos que merecen (algunos lo han tenido) su hueco en esta carrera al Oscar 2017.

Mary Carmen Rodríguez

¿Compartes?:
  • email
  • PDF
  • Print
  • RSS
  • Meneame
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Twitter
  • FriendFeed
  • LinkedIn

Comentarios

Andres - 23.01.2017 a las 11:28

Lo tuyo con Nacho, es amor reprimido e inconfesable. Verdad?

Rodri - 23.01.2017 a las 15:34

Pus ojalá la Academia arriesgue y no tome el camino fácil de siempre: nominar a Meryl Streep hasta por estornudar. La Bening, Ruth Negga o Rebecca Hall son nuestra esperanza.

Nicolas07 - 23.01.2017 a las 19:52

John Goodman ha sido el complemento de miles de películas, entre ellas las ganadoras del Óscar ¨Argo¨ y ¨The Artist¨ y otras como ¨Flight¨, ¨Inside Llewyn Davis¨,¨Trumbo¨ y aunque la esperanza nunca se pierde con ¨Calle Cloverfield 10¨ esta se agota. pero seria de esas sorpresas más que gratas.

Ralph Fiennes el año antepasado estuvo a nada de conseguir su tercera nominación con ¨The Grand Budapest Hotel¨ con opciones mucho mayores que las de hoy con toda una ola de popularidad para el film de Wes Anderson, y ni así pudo conseguir la tercera nominación, con ¨A Bigger Splash¨ se me hace mucho más que difícil lograr dar el ese paso.

Ben Foster al contrario de los otros dos si tiene oportunidades viables de llegar hacer nominado el martes, y es que no solo ha estado más presente en la discusión, sino que cuenta con lo que podía ser el efecto arrastre de ¨Hell or High Water¨ si esta fue acogida con los brazos abiertos y eso también va para Chris Pine como mejor actor.

Lily Gladstone ha cautivado a los críticos ganando algunos premios de las mismas, y es que siempre he pensado que la categoría de mejor actriz de reparto (Las cinco primeras) esta demasiado perfecta, como también que no hay alguna que puede cambiar ese orden, pero en el momento en que Lily Gladstone empieza a generar ruido, he considerado que esta es una digna a la nominación, me recuerda mucho a la colombiana Catalina Sandino.

Rebecca Hall, te diría mentiras si deseo con todo mi corazón que llegue a los Óscar, ya que aunque me encanta y siempre la he considerado, este año hay demasiado nivel y esta se encuentra muy escondida frente a otras propuestas más tradicionales pero más visibles.

Mary Carmen Rodríguez - 30.01.2017 a las 13:26

¡Qué más quisiera el señor Gonzalo! La Maris es demasiada hembra para él, Andrés.

  • Nombre
  • Correo Electronico
  • Comentario